Dora y la ciudad perdida

6.4
Tras haber pasado la mayor parte de su vida explorando la jungla junto a sus padres, nada podría haber preparado a Dora para la aventura más peligrosa a la que jamás se ha enfrentado: ¡el instituto!. Exploradora hasta el final, Dora no tarda en ponerse al frente de un equipo formado por Botas (su mejor amigo, un mono), Diego, un misterioso habitante de la jungla y un desorganizado grupo de adolescentes en una aventura en la que deberán salvar a sus padres y resolver el misterio oculto tras una ciudad perdida de oro. Dora y la ciudad perdida Critica: La tendencia a llenar las salas de cine adaptando series de la televisión es la causa de que se estrene ahora Dora y la ciudad perdida. Este personaje de animación lleva muchos años entreteniendo y educando a los más pequeños de la casa, aunque este film se ha propuesto llegar a un público más amplio. En manos de James Bobin, director con una larga trayectoria en películas infantiles, esta adaptación de Dora exploradora se convierte en un entretenido producto, muy simple y muy visto, pero eficaz. Los primeros minutos se dedican, innecesariamente, a dejar claro que estamos ante el mismo personaje que en televisión, avasallando con recursos educativos que desconciertan al que no ha visto la serie y le predisponen a lo peor. Sin embargo, pasado ese primer asalto, el guion discurre por la senda de las aventuras de toda la vida, con agilidad y humor. La historia se disfruta sin sobresaltos y los decorados, desprovistos de un gran despliegue de presupuesto, son suficientes como escenario de las andanzas de este grupo de adolescentes que se hacen querer, a pesar de recoger los tópicos habituales de la juventud hollywoodiense. No deja de ser simpático que la comparación entre un instituto estadounidense y la jungla salvaje en este caso sea literal. Como era de esperar también, el relato es un vehículo para la transmisión de valores positivos. Dejando de lado los primeros minutos citados, esta carga educativa se hace de manera natural, al hilo de los acontecimientos y ocupando un lugar proporcionado dentro del conjunto de la narración. La amistad, la tolerancia con los distintos, el respeto y cariño hacia los padres, el valor del trabajo y del estudio, el afán de conocimiento y la admiración por el mundo que nos rodea, son algunas de las ideas que van saliendo, sin agobiar, mientras Dora y sus amigos sortean los peligros de la selva y de los malos que los persiguen.
[quads id=1] <

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Dual Español Latino 14/02/2020 1.63 GB 4010 Descargar
1080p Dual Español Latino 14/02/2020 1.63 GB 1127 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Una noche en el museo 3: El secreto de la tumba

Aventura Comedia Familia Fantasía
6.1

La tabla de Ahkmenrah, la que hace que las estatuas de los museos cobren vida, está perdiendo su magia. En un intento desesperado para proteger el valioso tesoro, Larry Daley viajará junto a sus amigos Theodore Roosevelt -Robin Williams en su última película-, el faraón Ahkmenrah, Atila, Jebediah Smith, Augustus Octavius y Sacagawea desde Nueva York hasta Londres. Allí intentarán contactar con alguien del Museo de Londres que les ayude a restaurar la magia y conocerán a Sir Lancelot y otros personajes del antiguo Egipto.Night at the Museum: Secret of the Tomb Una noche en el museo Critica: Stiller ha sabido con el tiempo encontrar esa saga de películas en las que se encuentra cómodo a la vez que engorda su cuenta corriente. Esta serie de películas le facilita participar en otros proyectos mientras prepara su siguiente aventura de la mano de su amigo, el director Shawn Levy. Ambos han creado un universo propio que les entretiene y de paso a nosotros. Una noche en el museo Poco a poco, la franquicia ha ido perdiendo la frescura de su primera entrega, la capacidad de sorpresa ante una aventura diferente, para toda la familia, y con mucha facilidad para explotar los gags en los que el protagonista se veía inmerso a cada paso, toda una novedad para él. Si la segunda entrega también era gamberra, con todos esos personajes históricos evitando el final de su museo, en “Noche en el museo: el secreto del faraón” Stiller debe cruzar el charco y viajar hasta Londres para desarrollar el capítulo final, en el que se despide de los fans incondicionales que tan bien se lo han pasado con estas películas con aroma a clásico ochentero. Una noche en el museo Una vez más con todos los elementos característicos, “Noche en el museo 3” es un ligero desenlace de la saga, en el que el guión da una vuelta de tuerca a las aventuras de los protagonistas para que Levy (prolífico director que tripite con esta película), mediante una dirección sin complicaciones, ceda todo el protagonismo a Stiller y al soplo de aire fresco que proporciona la cómica Rebel Wilson. El resto de personajes son necesarios para la película, pero continúan sin tener el peso que reclaman algunos. Una noche en el museo Todos los espectadores somos conscientes de las virtudes y defectos de la saga, por lo que este rutinario ejercicio no puede decepcionar a nadie, que sabe que esta entrega busca, ni más ni menos, que darle un digno final a la franquicia, algo que consigue sin mucho esfuerzo. Una noche en el museo

Capitán América y el soldado del invierno

Acción Aventura Ciencia ficción
7.7

Tras los devastadores acontecimientos acaecidos en Nueva York con Los Vengadores, Steve Rogers, alias el Capitán América, vive tranquilamente en Washington D.C. intentando adaptarse al mundo moderno. Pero cuando atacan a un colega de S.H.I.E.L.D., Steve se ve envuelto en una trama de intrigas que representa una amenaza para el mundo. Se unirá entonces a la Viuda Negra para desenmascarar a los conspiradores. Cuando por fin descubren la magnitud de la trama, se unirá a ellos el Halcón. Los tres tendrán que enfrentarse a un enemigo inesperado y extraordinario: el Soldado de Captain America: The Winter Soldier Invierno Critica: El soldado del invierno es un nuevo eslabón hacia "Los vengadores 2", pero al mismo tiempo es un más que digno entretenimiento, con una trama agradable y sensata, que busca poner el acento en unos personajes que intentan dar lo mejor de sí mismo. El único pero, es que se ha perdido el espíritu de la primera parte de construir un personaje con más profundidad. Se nos insinúa que el Capitán América se está adaptando a los nuevos tiempos que le ha tocado vivir, y hay un esfuerzo al principio, pero es sólo eso, un esfuerzo, porque luego se ve al Capitán América tan adaptado a los nuevos tiempos que por momentos echas de menos algún detalle de humor o ingenio en su personaje, que por momentos parece demasiado plano. Capitán invierno Empecemos por los personajes, bien interpretados, de forma sobria y concisa. Destaca especialmente Scarlett Johansson, que borda su papel y define con sutileza y elegancia los mejores momentos del Capitán América (especialmente en el centro comercial), y que le da vida a un argumento que por momentos cojea sin ella. A Chris Evans se le ve por fin más cómodo con su papel, y por fin empezamos a verle utilizar el escudo en acrobáticos y pespectaculares lanzamientos (seña de identidad del personaje). Con un Samuel L. Jackson en su línea habitual, con un personaje que no se sale del guión, y que resulta muy correcto, la sorpresa es comprobar que el resto de secundarios están a bastante buen nivel. Anthony Mackie está bien (aunque su caracterización física recuerde demasiado a Will Smith), y Robert Redford añade glamour a la película. El resto de secundarios, acompañan un buen guión y una trama interesante. A destacar la ya clásica aparición de Stan Lee en la película, como guardia del museo del Capitán América. El soldado de invierno, es un cuasi-villano que tiene momentos estelares, sobre todo en las escenas de acción, al que se echa en falta quizás un poco más de profundidad y protagonismo. Capitán invierno De inicio iba un poco receloso por el cambio de director, pues me gustó mucho la primera entrega. Se ha ganado en profundidad con los personajes, y la trama es interesante, pero se ha perdido algo de ese espíritu inquieto y mohoso que siempre ha caracterizado al Capitán América. En esta película tiene sentimientos, pero lastrados entre demasiada acción, y un empacho final de sobreacción, que ya empieza a ser exagerado en los personajes de la Marvel. Si con "Los Vengadores" la acción está muy bien aprovechada y es coherente con la trama de la película (no todo el mundo sabe rodar como Joss Whedon), aquí el final es tan exagerado, que al final te sales de la película y te dejas de creer lo que está pasando y a los personajes. La película por lo demás está plagada de "easter eggs" y referencias a los Vengadores y a futuros personajes de la saga (Mercurio y la Bruja Escarlata), que debería culminar en "Los Vengadores 2. La era de Ultron". Como siempre en las películas de la Marvel, compensa quedarse en los títulos de crédito. Capitán invierno

Más notas perfectas

Comedia Musica
6.8

Secuela de "Dando la nota" (2012). Beca y Fat Amy se enfrentan a su último año en la universidad. Las Barden Bellas se han convertido en el grupo a capella más famoso e importante del campus y se van a presentar al Campeonato mundial de coros. Junto al grupo ya formado, una nueva joven quiere formar parte de las Bellas, ya que su madre perteneció en su día a este grupo. Pitch Perfect 2 Más notas perfectas Critica: Lo dejaré claro desde el principio: La primera parte de “Pitch Perfect/Dando la nota” me encanto. Disfruté su humor salvaje, alocado, a medio camino entre el humor negro y el vulgar; sus personajes excéntricos, encabezados por ese atípico grupo de amigas y por supuesto sus mash-up personales y totalmente reconocibles, que encandilan a cualquier/a que reconozca sin culpa, el placer que le proporciona la música pop. También ayuda que no tengas complejos a la hora de reconocer que vas al cine a ver comedias y que cuando ves una tan acertada como esta, la disfruta y no tienes reparo de adorarla sin remedio. Si eres de esos, ve al cine, no lo dudes, la segunda parte te va a dar casi lo mismo que te dio la primera. En cambio, si no te gusto la primera parte, no vas a encontrar nada diferente que te vaya a acercar a esta ¿franquicia? Porque como diría Taylor Swift: Haters gonna hate. Más notas perfectas La segunda parte comienza con las Bellas, que han arrasado todos los campeonatos universitarios en estos años (2012, 2013, 2014), cantando a capela delante de Obama, con un resultado desastroso. A partir de ese momento, la trama principal de la película se centra en la pérdida de su sonido característico por la influencia del grupo de a capela alemán Das Sound Machine (DSM) Ese es el conflicto, que al igual que en la anterior película, es solo una excusa, para cantar canciones a cada instante y disfrutar de esta camaradería femenina tan atípica como hilarante. Anna Kendricks pierde cierto protagonismo en esta segunda parte al volverse más coral, o al menos lo comparte con Rebel Wilson (Una autentica bestia de la comedia en la anterior película y que aquí nos deja momentos tan diosales como acostumbra) y con una nueva Bella: Hailee Steinfeld, esa chica que tiene su carrera dividida entre el cine de acción (3 días para matar), el Western (Valor de Ley y The Homesman) y la comedia musical (Begin Again). Decir que hay una nueva roba-planos, como ya paso en la anterior película con Fat-Amy, en este caso es una guatemalteca, que deja comentarios mordantes sobre su situación previa, llenos de humor negro y exageración. Más notas perfectas

Yesterday

Comedia Fantasía Romance
6.7

Ayer todo el mundo conocía a Los Beatles. Hoy Jack (Himesh Patel) es el único que recuerda sus canciones. Este músico que malvive en una pequeña localidad costera de Inglaterra, se ha resignado a renunciar a sus sueños. Pero tras un misterioso apagón en todo el mundo, se despierta en una línea de tiempo alternativa donde nunca existieron Los Beatles. Entonces será su oportunidad de hacerse inmensamente famoso al ritmo de las míticas canciones del cuarteto de Liverpool, eso sí, se arriesgará a perder a Ellie (Lily James), su musa y el amor de su vida. Yesterday Critica: Esta película va a ser un éxito en taquilla simplemente porque (1) apela a la nostalgia de Los Beatles. Yo me pasé toda la infancia escuchando a Los Beatles de forma casi enfermiza (vía contagio paterno). Ya no, porque el tiempo ha pasado y neuronas han muerto, pero si me hubiera pasado con 16 años lo que le pasa al protagonista de la película, no hubiera tardado ni 3 días en recomponer las letras de todas las canciones. Con este bagaje, había que ir a verla. Y lo mismo le pasará a otros incautos. Por lo menos yo no arrastré a nadie más a verla. Gran peligro porque es la típica peli para ver en una cita. Y (2), la premisa "what if" es muy atractiva. ¿Quién no ha tenido fantasías de este tipo? Siendo apasionado del ajedrez a veces he imaginado cosas como viajar 100 años atrás en el tiempo y reinventar la teoría de aperturas, llevándome algún premio por el camino, quizás incluso alguna victoria contra Capablanca. Por supuesto que no pasaría, como tampoco pasaría lo que pasa en esta película, porque tener memoria, si bien ayuda, solo es un pequeño factor para el éxito. Pero bien, no vamos a criticar una fantasía por ser inverosímil, esto no es lo malo de la película, que reconozco que tiene algunas escenas buenas (un par) y el chico canta bien. Y la parodia a la industria musical y el márketing tiene su gracia. Pero, pero. La película es estúpida, carece de consistencia interna, el desarrollo de la parte romántica es incoherente. Muy mal Richard Curtis. Aceptamos que seas cursi, pero ponle algo de inteligencia al producto, que tú la tienes. Y lo peor es que lo que ya hemos dicho no es lo peor. Lo peor es que pasa de lo peor que le puede pasar a una película: es irritante. Además, consigue ser irritante de menos a más. Tampoco me quiero extender mucho, pero, ¿planos holandeses? ¿con qué motivo? ¿porque soy Danny Boyle y yo lo valgo?. ¿Y qué pasa con lo de las interrupciones? puede ser gracioso una o dos veces. Un chiste para una escena. ¿Tiene que pasar en el 90% de escenas? Vaya tortura. Como daño colateral, vivo bastante apartado de la música actual y no conocía a Ed Sheeran. He pasado de no conocerle a odiarle, y probablemente no sea su culpa. He leído que primero ofrecieron el papel a Chris Martin, que dijo que no. El más listo de la clase. Ese papel es la falsa modestia en su destilación más pura. Gustará a: el Risitas, fans de Ed Sheeran, gente que nunca para de hablar No gustará a: Benedict Cumberbatch, tabacaleras, diabéticos

Kung Fu Panda 2

Animación Familia
6.8

Po está ahora viviendo su sueño como el Guerrero del Dragón, protegiendo el Valle de la Paz junto a sus amigos y sus compañeros maestros del kung fu. Los Cinco Furiosos. Pero su nueva e impresionante vida se encuentra amenazada por la aparición de un villano formidable, que planea usar un arma secreta imparable para conquistar China y destruir el kung fu. Po debe volver la vista a su pasado para descubrir los secretos de su misterioso origen; solo entonces podrá adquirir la fuerza que necesita para vencer. Kung Fu Panda 2 Critica: No sé quién ejerce de Coca-Cola o Pepsi en el mundo de la animación actual. Si se trata de Pixar o Dreamworks creo que al cinéfilo, seguidor de cine de animación o espectador en general le dará un poco igual. Aunque el problema de ambas es que actualmente son simples refrescos frente al vino de reserva para buenos gourmets llamado Studio Ghibli. Si las cosas son como son (“Rango” nació con los deberes aprendidos) llega el momento de madurar para ambas, de cambiar la candidez o la escatología más rebelde por cuotas más adultas. Sí, de evolucionar junto con el público que creció con los imperios que han dominado el sector palomitero de la tercera dimensión animada. “Toy Story 3” se merecía el Oscar a la mejor película para que la industria definitivamente se lanzase a ese nuevo y esperado paso. ¿Obviaría al taquillazo de “Avatar” por considerarla un filme animado también? Dudas aparte, no me esperaba que “Kung Fu Panda 2” fuese más y mejor que su predecesora pese a ser todavía muy inferior a ese impacto llamado “Shrek”, que conmocionó el cine fuera de Kung Fu o no. Kung Fu Panda 2 ¡Más metal, esto es la guerra! ¡Queremos conquistar China! Pocas películas dicen tanto de sí misma en tan poco espacio y sin esconderlo. Claro, el metal no es otro que el de las monedas contantes y sonantes que esperan recaudar y la conquista del nuevo y emergente líder mundial. ¿Quién soy yo? “Kung Fu Panda 2” en esta ocasión deja el cliché de superación y panza a “La salchicha peleona” para evolucionar a nivel psicológico personal del héroe. El pasado parece ser un lastre para alcanzar ‘La Paz Interior’. Nada nuevo aparentemente pero al igual que en la última aportación de la Dreamworks, “Cómo entrenar a tu dragón”, se erige un espíritu más adulto de lo que depara un simple filme infantil: los vientos de guerra, la invasión armada de un pavo real nazi (esvástica incluida en las plumas) culpable de una matanza y exterminio étnico que conmocionó a todo el reino y una metáfora de la censura (pero permisividad) de los medios en esa cabra loca (y vidente). Kung Fu Panda 2

X-Men: Días del futuro pasado

Acción Aventura Ciencia ficción Fantasía
7.5

Ambientada en la década de los 70, los miembros de la famosa Patrulla X tendrán que evitar un futuro apocalíptico en el que los mutantes luchan por sobrevivir en campos de concentración controlados por los temibles Centinelas. Para ello, los héroes del universo Marvel deberán unificar sus fuerzas dejando a un lado la creciente enemistad de los bandos liderados por Charles Xavier y Magneto. Trask Industries, la empresa encargada de crear a estos gigantescos cazamutantes, será el origen de todos sus problemas. Tan sólo viajando en el tiempo podrán impedir la masacre que se avecina. ¿Serán capaces nuestros héroes de derrocar a la multinacional y evitar así el exterminio de su especie? X-Men: Days of Future Past X-Men Días del futuro pasado Critica: X-Men: Días del futuro pasado es una vuelta a sus orígenes. Con la consciente profundidad que ya utilizó en su notable X2, Singer vuelve a demostrar que los X-Men son suyos. En 2011 Matthew Vaughn nos sorprendía con X-Men: Primera Generación, la cual era un soplo de aire fresco tras la mediocre X-Men 3. Si en aquella película Michael Fassbender demostraba al mundo por qué es uno de los mejores actores del planeta con su brillante Magneto, aquí es James McAvoy como Charles/Profesor X, quien se adueña de la función, dando un recital en un género poco propicio para ello. Ambos vuelven a demostrar aquí la enorme química que ya tenían en la anterior entrega. Los dos están sobresalientes con unos personajes perfectamente construidos. X-Men Días del futuro pasado La premisa, que juega con la doble narración tanto en el futuro como en 1973, funciona de forma excelente esta ocasión. En especial destacaría los últimos 20 minutos de metraje, en los que Singer demuestra un alarde técnico intercalando ambas líneas narrativas a la perfección, sin ningún tipo de fisuras. Chapó. El guión no falla en ningún momento, lo que en mi opinión es la clave de la película. Para las típicas preguntas...tanto Patrick Stewart como Sir Ian McKellen están soberbios, como siempre. Hugh Jackman nos enseña su mejor Lobezno, en una película en la que de verdad puede demostrar todos los matices que quiere dar a su personaje. Jennifer Lawrence, Mística, de la que no negaré ser un enorme fan y admirador, se adueña de la pantalla en cada una de las escenas en las que toma parte. Especial atención a sus peleas acrobáticas...todo un regalo para la vista del espectador (masculino, mayoritariamente). Peter Dinklage, el brutal Tyrion en Juego de Tronos, también da todo lo que sabe (que es mucho) detrás de la cámara como Bolivar Trask, el principal antagonista. El resto de aspectos técnicos, desde banda sonora hasta los efectos especiales, más que correctos, aunque no negaré que la maravillosa banda sonora de First Class se echa de menos (y más aún el tema de Magneto). X-Men Días del futuro pasado