Duck Butter

5.4
Dos mujeres, insatisfechas con su vida amorosa, deciden hacer un pacto para pasar 24 horas juntas con la esperanza de encontrar una nueva forma de crear intimidad. Duck Butter Critica: Miguel Arteta ha desarrollado buena parte de su carrera en televisión, como realizador de diversas series (entre las que se encuentran The Office, A dos metros bajo tierra, Nurse Jackie o The Carrie Diaries), pero también se ha prodigado en el cine, con películas como la comedia "Alexander y el día terrible, horrible, espantoso, horroroso" o la excelente The good girl, sin duda su mejor contribución a la ficción, con una fabulosa Jennifer Aniston. Duck butter es otra cosa. Es un experimento con el que no se sabe muy bien qué quiere contar Arteta. Los personajes no provocan ninguna simpatía ni antipatía. De hecho, no provocan nada en el espectador, y eso es una mala señal. Además, la trama, si es que la tiene, no va realmente a ningún sitio. Alia Shawkat y la catalana Laia Costa hacen lo que pueden, pero la película es sencillamente fallida. Poca vuelta de hoja hay.
[quads id=1] <

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Español Latino 18/05/2020 1.47 GB 87 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Ex Máquina

Ciencia ficción Drama
7.6

Nathan, un programador multimillonario con fama de reclusivo, selecciona a Caleb, un joven empleado de su empresa, para que pase una semana con él en un lugar remoto en las montañas con el objetivo de que participe en un test en el que está involucrada su última creación: Ava, un robot-mujer en el que inteligencia artificial lo es todo. Ex Máquina Critica: No creo descubrir nada nuevo si apunto al cine de ciencia-ficción británico como uno mucho más maduro que el norteamericano. Podría fundamentar esta afirmación en la simple mención de "2001. Una odisea en el espacio" de Stanley Kubrick, pero en los últimos años han surgido suficientes películas del género que podrían sostenerse por si solas. "Moon" de Duncan Jones, la serie "Black Mirror" de Charlie Brooker o "Under the Skin" de Jonathan Glazer son algunos ejemplos. A estos habría que sumarle la labor como guionista de Alex Garland, firmante de films como "Sunshine" o "28 días después" de Danny Boyle, además de "Nunca me abandones" de Mark Romanek. Con "Ex-Machina" da el salto a la dirección regalando una pieza de género estimulante, precisa, que quiza sea lo mejor que ha escrito nunca, un film circular, de corte incluso teatral que se limita a cuatro actores, un escenario cerrado y que pone sobre la mesa conceptos tan interesantes como la inteligencia artificial, cuál es el límite entre la máquina y lo humano, el valor de la libertad -física, mental- y nuestra posición para con aquello que creamos. En el fondo, es una película sobre Dios y su obra. Que busca el fin de aquello que ha sido creado. Ex Máquina "Ex-Machina" funciona a varios niveles. Como película, juzgando únicamente la labor de Garland, es muy notable: planos generales del exterior y de esa casa subterránea, contrastando, esos pasillos estériles que remiten a "Moon"/"2001", close ups hechos con rigor sobre sus estrellas, también planos detalle de elementos que jugarán una labor decisiva en la historia (atentos a la posición, siempre acechante, de la japonesa). Como narración, no hay fisuras. Puede jugarse a descubrir el pastel pero lo importante no es tanto llegar a él como descubrir el cómo, lo que viene a ser el viaje. Y en ese sentido crea expectativas, se retuerce sobre sus ideas y presenta suficientes giros como para que la cosa funcione. Y ojo, lo hace además de forma coherente, sin sacarse nada de la manga. Como composición puramente interpretativa, cuenta con tres actores excelsos en los roles principales (Alicia Vikander está maravillosa) que levantan la película sin ningún problema. Y no prescinde del humor, por lo que encontramos momentos de tranquilidad, entre tanta tensión y desasosiego. "Ex-Machina" es una película casi de cámara, pequeña pero ambiciosa, que engancha y no suelta hasta el final. Nolan al margen, hacía tiempo que no veía una pieza del género tan sólida y que sea capaz de llevar su ideas a buen puerto. Digo esto porque "The Machine" (Caradog W. James, 2013) planteaba una tesis similar y no le salía bien. Aquí, funciona. Ex Machina Ex Máquina

Justicia personal

Drama Suspense
5.2

Miranda (Rosamund Pike) es enfermera en un pequeño pueblo que está a punto de ver cumplidas sus aspiraciones profesionales y además mudarse a la casa de sus sueños. Sin embargo una cita a ciegas con William (Shiloh Fernandez), un desconocido, lo cambia todo y da un vuelco a su vida. El camino para coger de nuevo las riendas es el perdón y el olvido, pero Rosalind oculta un oscuro secreto que amenaza con salir a la luz. Critica: La historia de una violación. La historia de un odio reprimido. La historia de una venganza. Hasta ahí las premisas que, así contadas, no suenan mal. Si además le sumamos el encanto de Rosamund Pike y la veteranía de Nick Nolte, pues el resultado debería ser meridianamente bueno. ¿Qué ocurre? Que el guion, a la par que tramposo, torna en despropósito. Y Nick Nolte y su veteranía no aparecen en esta película. Y que los encantos de Rosamund Pike son solo envoltorio y que el cartel queda muy bonito ahí, entonando el Do de martillo. Y que el otro protagonista, el tal Shiloh Fernandez es la sobreactuación hecha persona, mascando el palillo de dientes a la vez que deja su sonrisa sibilina asomar a las barandas del porche. "Devolver al remitente" quiere esconder todo para el final, pegar un giro completo a la historia y dejar al espectador boquiabierto. Y creo que esto último lo consigue, gracias a los patinazos y bandazos que va pegando para cerrar de una forma ineficaz y estúpida. La mamarrachada hecha forma es cuando la protagonista, la cándida Pike, revela sus secretos en tromba, sin venir a cuento, modificando su actitud a través de su semblante y de sus vestidos. Inexplicable y olvidable. ¿Qué más da? personal (2015) 1080p español, Mala, sí, muy mala como si han encargado de atestiguarnos las inocentes mentes privilegiadas que han tenido el infortunio y la desgracia de toparse y clavar sus miradas y por consguiente su espíritu crítico más despiadado con esta película que aunque traiciona en varias ocasiones de manera imperdonable al espectador merece ser rescatada de las llamas del averno. ¿Por qué? Pues porque me ha mantenido entretenido no, sino realmente expectante durante mi consecutiva sesión trasnochada de cine a lo largo de su duración. Y... porque durante buena parte de la mima tenía tintes de duro y triste drama romántico, de esos que no se atreve a ser planteado todos los días debido al miedo de la abrumadora polémica que pudiera cernirse sobre el proyecto y responsable en caso de ver luz un tema tabú relacionado con un asunto tan en boca de todos y con un veredicto generalizado tan hermético que no admite réplica.

UglyDolls: Extraordinariamente feos

Animación Aventura Comedia Familia Fantasía Fantástico Infantil Musica
6

Los juguetes perfectos están diseñados para hacer a cualquier niño del mundo feliz. Pero, ¿qué pasa con esos juguetes que no son tan perfectos como sus compañeros? Este grupo viaja a una ciudad llamada Uglyville, donde todos los juguetes rechazados viven en armonía, sin importar que su aspecto no sea tan bello como el del resto. Sin embargo, una intrépida peluche llamada Moxy está dispuesta a cruzar la frontera hasta nuestro mundo, "el mundo más allá", y encontrar al niño perfecto para ella. Sin embargo, los juguetes escogidos, liderados por el bellísimo Lou, no están dispuestos a permitirlo. UglyDolls: Extraordinariamente feos Critica: Vale, no es una maravilla, ni siquiera notable en comparación con los pesos pesado de la animación y mucho menos "The movie musical event of the year" que reza la publicidad del cartel. De hecho las canciones es lo que menos me ha gustado. Pero estos feotes merecen su oportunidad. Sobre todo por el sencillo y educativo mensaje en que se basa su escueto guión, de respetar las diferencias que nos hacen únicos a cada uno, sin que caigamos los adultos en la ingenuidad de no pensar que el departamento de merchandaising sacará tajada. ¿O es que no lo hacen la mayoría de películas del género? Los "feos" muñecos son adorables y achuchables. Los más pequeños que pasan de los críticos de cine la disfrutarán seguro. Y el estadounidense Kelly Asbury que no es un novato, con títulos como "Shrek 2" (2004) o "Gnomeo y Julieta" (2011) acaba por sacar la cosa adelante. cineziete.wordpress.com

Atrápame si puedes

Crimen Drama
7.9

Frank Abagnale Jr. trabajó como médico, abogado y copiloto de una de las grandes líneas aéreas, todo ello antes de cumplir los dieciocho años. También fue un genial falsificador y sus habilidades le otorgaron una plaza en la historia. A la edad de 17 años, Frank Abagnale Jr. se convirtió en el ladrón de bancos de más éxito en la historia de Estados Unidos. El agente del FBI Carl Hanratty dedicó la mayor parte de su tiempo a perseguir a Frank para llevarle ante la justicia, pero Frank siempre estaba un paso por delante, retándole a continuar la caza. Catch Me If You Can Atrápame si puedes Critica: Durante cinco años en la época de 1960, Frank Abagnale Jr. (27 de abril de 1948) puso en jaque al FBI debido a su innato talento para cometer fraudes económicos. Falsificó cheques por un valor total de 2,5 millones de dólares en hasta 26 países. Y todo esto siendo simplemente un adolescente. Atrápame Esta trepidante e increíble historia real fue llevada a la gran pantalla en el año 2002 por Steven Spielberg, que consiguió adaptar los hechos de manera dinámica, divertida y muy entretenida, consiguiendo como resultado una película notable con muchas cosas que destacar. Por ejemplo, las logradas interpretaciones con las que se da vida a los personajes principales, siendo éstos dos Frank Abagnale Jr. (Leonardo DiCaprio) y su perseguidor federal, el agente Carl Hanratty (Tom Hanks), cuyo nombre auténtico era Sean O'Riley. También cabe recalcar la cómica forma con la que se dibuja en esta cinta a los agentes de la ley, protagonistas de momentos bastante graciosos. Atrápame La película se centra en el ascenso en el mundo del fraude del adolescente Frank Abagnale Jr., quien encuentra en su padre (un buen Christopher Walken) un buen apoyo moral que le servirá para recargar energías y continuar con su vibrante aventura. Ya en el instituto deja clara su capacidad camaleónica haciéndose pasar por un profesor, para más tarde terminar siendo un copiloto de la PANAM, médico de urgencias y abogado, todo esto con credenciales y titulaciones tan bien falsificadas como los cheques que tanto beneficio le daban y a los que posteriormente se iría mejorando gracias a los progresos técnicos de los que Abagnale pudo disponer. Realmente cuesta mucho tragarse que una sóla persona, un simple aunque muy inteligente chaval, pudiese conseguir todo lo que se propuso sin más ayuda que la de su propia mente, pero la cinta no ahonda en el asunto y se limita a ofrecernos la vida del protagonista desde un punto de vista de admiración, amenizado siempre por una música que ya desde el inicio de la película hace algo imposible no recordar los créditos principales de las películas de Hitchcock, aunque toda comparación de esta cinta con las obras del realizador inglés no vaya más allá de los aspectos estéticos citados. Atrápame

El esplendoroso presente

Comedia Drama Romance
6.6

Basada en una novela de Tim Tharp, cuenta la historia de Sutter Keely (Teller), un estudiante juerguista que un día conoce a Aimee Finicky (Woodley), una tímida e inadaptada adolescente. Sutter se propone entonces realizar un experimento social con el fin de comprobar si es capaz de influir en la vida de las personas, y la cobaya será Aimee. The Spectacular Now El esplendoroso presente Critica: Una de las películas más aclamadas del cine independiente norteamericano de este año que está llegando a su fin ha sido 'The spectacular now', una adaptación de una novela homónima escrita por Tim Tharp cuya trama gira en torno a la figura de Sutter, un adolescente simpático, divertido y “fiestero” que, tras ver rota su relación con Cassidy (la típica rubia atractiva y “guay” del instituto), conoce a Aimee, una buena estudiante, tímida, seria y muy responsable pero no precisamente llamativa. Sin saber muy bien cómo, ambos congenian inmediatamente y, aunque Sutter no parece darle mayor importancia al principio, su relación va ganando en fuerza y profundidad rápidamente y pasa de la amistad al amor casi sin pretenderlo.El esplendoroso presente Seguramente os suene a historia ya vista “varias” veces en otras películas, y puede que sea así, pero lo cierto es que es una de esas pequeñas y encantadoras historias que enganchan desde el primer momento, básicamente por la simpatía que despiertan sus protagonistas. Los dos jóvenes actores que los interpretan, Miles Teller y Sheilene Woodley, tienen toda la “culpa” de ello ya que su trabajo derrocha toneladas de carisma y naturalidad. Y eso que sus personajes no son planos en absoluto (siendo adolescentes llenos de dudas y a punto de ser adultos, ¿cómo iban a serlo?), lo cual hace más difícil su labor, pero ambos resultan totalmente convincentes en todo momento, tanto en las escenas graciosas como en las más emotivas, las más dramáticas o las más reflexivas. Mención especial para ella que, saliéndose totalmente del prototipo de actriz joven y atractiva, ya dio buenas muestras de tener talento para esto de la actuación en la recomendable Los descendientes y que aquí lo confirma de forma sobresaliente. El resto de secundarios (con “veteranos” como Kyle Chandler, Jennifer Jason Leigh o Saul Goodman, digo, Bob Odenkirk al frente) tampoco desentona, pero sus apariciones son breves y quedan eclipsadas por la historia principal. El esplendoroso presente

The Kindness of Strangers

Drama
6.3

Clara llega a Nueva York con sus dos hijos en el asiento trasero de su coche. El viaje, que disfraza como una aventura a los ojos de los niños, pronto se revela como una huida de un marido y padre abusivo. Él es policía, y Clara trata desesperadamente de evitar que la encuentre. Los tres tienen poco más que el coche, es invierno y se quedan sin dinero. Pero la gran ciudad muestra misericordia: en su búsqueda de refugio, la familia se encuentra con una altruista enfermera llamada Alice, que les consigue camas en un refugio de emergencia. Mientras roba comida en un restaurante ruso llamado "Palacio de invierno", Clara conoce a un ex convicto, Marc, a quien se le ha dado la oportunidad de ayudar al antiguo restaurante a recuperar su antigua gloria. El 'Palacio de invierno' se convierte en un lugar de encuentros inesperados entre personas que están atravesando algún tipo de crisis y que el destino ahora ha reunido.The Kindness of Strangers Critica: Por una parte, soy un tardío fan de la cinta original. En 1983 me pareció un pestiño (era un adolescente abducido por ‘La guerra de las galaxias’); en 1992, en mi opinión, el montaje del director mejoraba (y mucho) la propuesta; pero no fue hasta hace algunos pocos años, ya en formato blue-ray, en que me sedujo y cautivó por completo y sin reservas. Por otra parte, soy un entusiasta admirador del director Denis Villeneuve, de quien sólo he visto aciertos de todo género y planteamiento, un virguero de las imágenes y del montaje, un artista incontestable y evidente, lo mejor que me he encontrado en una sala de cine en lo que va de siglo. Es decir, que iba con ganas y sana curiosidad al cine, esperando encontrar un propuesta inédita y – sea cual fuera el camino elegido – llena de aciertos… pero nada más lejos de la realidad.Pero vayamos por partes, porque hay muchos aciertos pero también otros tantos deméritos dignos de mención. Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia.The Kindness of Strangers