Ip Man 4, The Finale

7.1
El maestro de Wing chun viaja a los Estados Unidos, donde uno de sus estudiantes ha molestado a la comunidad de artes marciales al abrir una escuela de Wing Chun. Ip Man 4, The Finale Critica: Ip Man nos ha hecho recorrer los tiempos y la cultura china del siglo pasado. A lo largo de las películas, hemos ido conociendo un poco (sí, es cine) la vida del legendario maestro de Bruce Lee, y el personaje, con el correr del tiempo se nos ha hecho entrañable para muchos de nosotros. Ahora vuelve en su cuarta entrega (y como todos sabrán, el mismo Donnie dijo que va a ser la última en la que participe), y lo hace de una manera digna. Ciertamente, no está al nivel de las anteriores, especialmente la primera, pero justamente esto parece querer reflejar el film, quiero decir, una transición. Por esto mismo la película nos sitúa en los años 60s, concretamente en Estados Unidos. Una década que para mí es de transición, entre lo viejo, y lo moderno, una década de rebeldía, descubrimientos musicales, los Beetles, la masificación de la televisión, la explosión de las diferentes artes marciales gracias a maestros como Ed Parker etc. Y es, o comienza a ser el tiempo de Bruce Lee. Magnífica presentación, aunque ya lo vimos en la dos o la tres, no recuerdo. Creo que si Ip Man va a continuar, debería llamarse "El Legado", y es que la presentación de Bruce Lee en todo su esplendor es magnífica, con unas coreografías sorprendentes, cien por cien brucelianas, incluso se dan el lujo de mostrar al actor con una rapidez que quita el hipo. Qué decir. A mí me ha encantado. Es un entretenimiento sano, divertido, se sigue con interés, y su hora y media se pasan volando. Hasta siempre, maestro, se te extrañará en las pantallas.
[quads id=1] <

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Español Latino 05/06/2020 1.68 GB 3543 Descargar
1080p Dual Español Latino 07/01/2021 1.69 GB 379 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Judy y Punch

Comedia Crimen Drama Suspense
7

En la ciudad anárquica de Seaside, cerca del mar, los titiriteros Judy y Punch están tratando de resucitar su espectáculo de marionetas. El espectáculo es un éxito debido a la superioridad de los títeres de Judy, pero la ambición y la inclinación de Punch por el whisky conducen a una tragedia inevitable que Judy debe vengar. Judy y Punch Critica: Estamos en la edad media la gente de los pueblos aman un buen espectáculo de marionetas, pero les encanta aún más un buen ahorcamiento, quema o lapidación de supuestas brujas. La actriz australiana Mirrah Foulkes escribe y dirige por primera vez esta extraña película con una trama un tanto peculiar (gano el premio al mejor guion en Sitges) todo un drama de supersticiones combinado con algo de humor negro. La titiritera Judy (Mia Wasikowska) cada vez esta más preocupada por su esposo Punch (Damon Herriman), cuya propensión a la embriaguez y la agresión lo va mostrando cada vez mas en sus espectáculos de títeres y en su vida real, esa violencia parece que tiende a gustarle mas a la gente en los espectáculos. Pero en un momento de borrachera todo se va de las manos... Violencia de genero, puritanismo religioso rural, el film parece una especie de cuento macabro de venganza en esta producción australiana. Entre los actores destacamos a Mia Wasikowska que interpreta a Judy, la que tiene todo el talento tratándose de títeres. Y su esposo Punch (Damon Herriman) visto en la ultima de Tarantino haciendo de Charles Manson, un maltratador en toda regla. Destino Arrakis.com

El abogado del diablo

Drama Fantasía Intriga Misterio Suspense Terror
7.4

Kevin Lomax (Keanu Reeves) es un joven y brillante abogado que nunca ha perdido un caso. Vive en Florida y parece feliz con su esposa, Mary Ann (Charlize Theron). Un día, recibe la visita de un abogado de Nueva York, que representa a un poderoso bufete que tiene la intención de contratarlo. Al frente de la prestigiosa empresa se encuentra John Milton (Al Pacino), un hombre mundano, brillante y carismático, que alberga planes muy oscuros con respecto a Lomax. El abogado del diablo Critica: Tratar los valores más oscuros y perversos de los seres humanos, entendibles incluso en una sociedad especialmente oscura y perversa como lo es ésta, quizá sea bastante complicado, y una solución fácil es utilizar toques fantásticos o simbólicos que en nuestra cultura sean entendidos sin problemas por la mayoría. Lástima que para tirar por lo fantástico y por el simbolismo se opte la inmensa mayoría de ocasiones por tirar de demonios y demás concepciones religiosas; si bien es cierto que es fácilmente identificable lo que se nos muestra con esto, muchas veces sólo piensas que la sombra de la iglesia es alargada, muy alargada. El poder, la vanidad, la tentación, el éxito personal (unas veces por méritos propios, otras por "trepismo", siempre por la competitividad extrema)... todas esas cuestiones que rápidamente acusamos y rechazamos, aunque sea más por envidia que por análisis de lo que son cada cosa o lo que significan. La crítica está hecha, es fácilmente entendible, y poco más. La historia será entretenida, pero siempre fundamentalmente por los misterioso del personaje de Al Pacino, que será el que te enganche en todo momento. Y llega ese final, con ese "momento Pacino", con un diálogo realmente bueno, que justificará lo visto, intentará alejarse de la sombra de la iglesia y los valores católicos y escudriñará esos valores antes comentados de una manera más objetiva, más social y más política. Entiendo que esto es más mérito del guión (que gana enormemente al final por lo que he ido diciendo) que del que se lo aprende; ahora bien, la garra, la fuerza, la convicción... la interpretación, en sí, es digna de todo un maestro. El final salvó la película y casi justificó los medios.

Whiplash: Música y obsesión

Drama Musica
8.4

El objetivo de Andrew Neiman, un joven y ambicioso baterista de jazz, es triunfar en el elitista Conservatorio de Música de la Costa Este en el que estudia. Marcado por el fracaso de la carrera literaria de su padre, Andrew alberga sueños de grandeza. Terence Fletcher, un profesor conocido tanto por su talento como por sus rigurosos métodos de enseñanza, dirige el mejor conjunto de jazz del Conservatorio. Cuando Fletcher elige a Andrew y para formar parte del conjunto musical que dirige, cambia para siempre la vida del joven. La pasión de Andrew por alcanzar la perfección se convierte en obsesión, al tiempo que su despiadado profesor lo lleva al límite de su capacidad y de su salud mental. Whiplash Critica: Damien Chazelle presentó en 2013 un cortometraje en el que un estudiante y virtuoso de la batería entraba a formar parte de la banda de jazz de su conservatorio, dirigida por un estricto profesor. Esa idea cuajó y ahora nos llega la versión completa de esa historia, la tensa relación entre un alumno que se desvive por la música y un profesor que busca la absoluta perfección. Whiplash Chazelle consigue con Whiplash una conjunción perfecta entre el amor a la música y el desarrollo de sus personajes. Plano a plano la película parece construirse sólo con acordes, golpes de baquetas y resonar de las trompetas, una mezcla musical fantástica que se mueve entre Caravan y Whiplash, jazz potente que aún retumba en mis oídos. Pero no sólo de música vive esta película, ya que Chazelle consigue que profesor y alumno entren en una batalla épica de redobles y platillos, haciendo que el espectador abandone su posición pasiva y participe de forma activa en su historia. Una película que despierta la pasión por la música, aunque sea mínima, que todos llevamos dentro, y el culpable no es sólo el director, sino que sus dos protagonistas, un soberbio J.K. Simmons y un apabullante Miles Teller, ponen la piel de gallina. Una máxima que dejan bien patente en todo momento es esa búsqueda de la perfección, esa obsesión (a veces malsana) de alcanzar un nivel casi inalcanzable, algo que comparten ambos protagonistas, cada uno a su manera y por caminos distintos. Esa obsesión queda también muy bien reflejada en su difícil relación: dura, sufrida, pero llena de pasión, una pasión explosiva con un zenit inmejorable. Llama la atención el tratamiento del sonido en Whiplash y su perfecta sintonía con la imagen. No es algo raro si tenemos en cuenta que su director es un amante reconocido de la música en general y del jazz en particular, y ese amor se nota que lo ha traslado a su mano y a su objetivo. El montaje de imágenes, repetimos, va en sintonía al sonido, a ese tronar de la batería, a los acordes de sus dos temas principales, con lo que da un ritmo trepidante (faltaría sólo eso) y un fluir de la historia muy acertado, porque no sólo de música vive Whiplash, aunque así su personaje lo pretenda con el tratamiento que de su vida real da, encontrada con su vida profesional, o la obsesión de alcanzar la maestría detrás de una batería. Whiplash

The Good Doctor

Drama
7.8

Un cirujano joven y autista que padece el síndrome del sabio empieza a trabajar en un hospital prestigioso. Allá tendrá que vencer el escepticismo con el que sus colegas lo reciben. Good Doctor Critica: Sus personajes están embarcados en esta moda hospitalaria en la cual los casos, al igual que en House se van complicando a medida que ingresa el paciente y la pretensión de los guionistas es que estemos pendientes de la resolución del caso. En House el mayor atractivo es el complejo carácter del protagonista que da nombre a la serie. En The Good Doctor el protagonista salva la serie, aunque se echa en falta mayor protagonismo del mismo, aprovechando su autismo y lo excepcional de su papel como cirujano. Good Doctor Aguanté hasta el capítulo 4, pero un drama o tragedia por capítulo no es lo que esperaba. La vida ya tiene bastante de eso, y si tengo que elegir, incluso prefiero un blockbuster. En cuanto al apartado artístico. Me llama la atención que la expresión facial del protagonista sea distinta cuando es niño (más atormentado en éste caso y con media sonrisa permanente de adulto). Por lo demás, no tengo nada más que decir. Todo muy correcto para cumplir su cometido, que es entretener." Good Doctor The Good Doctor Sin embargo, mi pareja que es más racional que yo, más sensible y que afronta la realidad con más valentía que yo, me animó a seguir viéndola junto a ella. Se lo agradeceré siempre porque lo que vemos en la serie es un ejemplo de superación individual y en equipo. Es un homenaje a las etnias minoritarias, a las mujeres y a los discapacitados donde vemos que también pueden ser sobresalientes. Es un relato de la vida en el que se nos enseña que por muy dura que sea la caída, siempre hay que levantarse y seguir hacia delante. Y el tándem Highmore y Schiff es simplemente maravilloso, culminando al final de temporada con unas actuaciones insuperables. Good Doctor The Good Doctor La nueva propuesta inversa de David Shore, esta vez serán los personajes secundarios los proveedores de ironía y arrogancia contrapuesta a la inocencia del protagonista así como su sinceridad carente de malicia. La actuación de Highmore es más que decente sin embargo el conjunto es un tanto flojo, tiene alguna que otra buena linea argumental, lógica y/o inesperada, momentos carismáticos etc. Pero sin la empatía con el protagonista la serie se queda un tanto pobre además de escenas, líneas y roles (veánse la doctora piadosa y el doctor pudiente) reciclados de Hou se casi palabra por palabra, oír la música a lo House es nostálgico, las discusiones éticas y/o filosóficas no transgreden en absoluto como lo hacía Greg House al exponer su visión del mundo así que no aporta demasiado Doctor The Good Doctor

Dredd

Acción Ciencia ficción
6.7

En un futuro cercano, Norteamérica se ha convertido en un páramo asolado por la radiactividad. Una única y gran megalópolis se extiende a lo largo de la costa este: Mega City 1. Esta inmensa y violenta urbe cuenta con una población de más de 800 millones de personas, cada una de las cuales es un infractor en potencia. Los encargados de acabar con el caos e imponer el orden son unos individuos que actúan a la vez como agentes de la ley, jueces, jurados y verdugos. Al frente de ellos está Dredd (Karl Urban), una leyenda viva de la justicia que vive entregado por entero a hacer cumplir la ley. En una misión aparentemente rutinaria junto a Cassandra Anderson (Olivia Thrilby), una juez novata dotada de grandes habilidades psíquicas, se disponen a investigar un homicidio en un peligroso rascacielos de 200 pisos de altura, controlado por el clan de la despiadada Ma-Ma (Lena Headley).Dredd Critica: Dredd” empieza con un prólogo sublime que nos describe a la perfección qué es Mega City Uno: Una megalópolis que ocupa toda la Costa Este de Estados Unidos con alrededor de 800 millones de habitantes y una tasa de paro del 90%, en la que los criminales mandan y los jueces son la única fuerza del orden. Los llamados “Jueces” poseen los poderes de juez, jurado y verdugo. Dredd Sin tiempo de asumir lo escuchado, el film no escatima ni un segundo en pasar a la acción, mostrándonos brutalidad y crueldad en una breve persecución. Unos primeros minutos para dejar claro al espectador que “Dredd” no va a andarse con chiquitas, y que la violencia lícita va a ser lo que va a predominar y que sobretodo, nada tiene que ver con aquel film protagonizado por Sylvester Stallone en 1995. Dredd El Juez Dredd (Karl Urban) es el último hombre capaz de desafiar a los criminales e impartir la ley, haciendo que ésta se cumpla. Tras ser informado de un crimen atroz en el barrio marginal vertical controlado por Ma-Ma (Lena Headey), se dirigirá hacia allí con Cassandra Anderson (Olivia Thirlby), una novata que ha sido asignada con Dredd para ser evaluada. Pocos jueces son los que se atreven a adentrarse en ese recinto de 200 pisos, controlados en su totalidad por Ma-Ma, dueña y señora de la nueva droga que se está extendiendo en la ciudad: el “Slo-Mo”, una sustancia que hace experimentar la realidad alterándola una fracción de su velocidad normal. En otras palabras, se tiene la sensación de ver las cosas a cámara lenta. Ma-Ma que no permitirá que su imperio sea destruido, emprenderá una brutal guerra contra Dredd y su acompañante novata. Dredd

Jungleland

Drama
6.7

Un boxeador y su manager deben viajar por todo el país para un último combate, pero un inesperado compañero de viaje expone las grietas en su relación a lo largo del camino...Jungleland Critica: Una cinta sencilla y pequeña que utiliza muchos tópicos sobre el cine de boxeo, en la historia no se ve nada nuevo, ningún giro, solo la pausada cuesta abajo de dos hermanos que tratan de salir adelante y una chica cuyo destino se cruza con ellos. Donde brilla, es en la dinámica de la relación entre los dos hermanos, siendo realista, cruda y detallista, haciendo un buen estudio de esa relación. También destaca en las interpretaciones, que están a muy buen nivel en general. Max Winkler acierta como director de actores y presenta muchos elementos de estilo interesantes, aunque no acaba de elaborar suficientemente las tramas. Unos personajes que han perdido mucho, no han tenido oportunidades y buscan con desesperación algo mejor mientras con cada intento por salir del pozo se van hundiendo más y más, pero también con algo de talento y determinación por perseguir su sueño.... Jungleland