Nueva York sin salida

6.2
Andre Davis (Chadwick Boseman) es un policía de Nueva york al que le encargan la investigación del asesinato de varios policías. Durante la búsqueda contrarreloj de los responsables, en la que se cierran por primera vez en la historia de Manhattan todos los puentes que acceden a ella, el detective descubre una conspiración en la que tendrá que discernir entre aquellos a los que caza y los sospechosos que están tratando de cazarle a él. Nueva York sin salida Critica: Hubo una época, sobre todo en los años noventa, que casi todas las semanas nos llegaba a la cartelera un thriller policíaco. Eran películas que funcionaban muy bien y que la gente iba en masa a verlas a las salas de cine. Hoy en día casi todo lo que se hace sobre este género,pasa directamente a las plataformas digitales y casi todas las veces pasan completamente desapercibidas. Ahora el director de series de televisión Brian Kirk nos presenta su nuevo trabajo, una película de corte clásico que sirve como homenaje a la última película dirigida hasta la fecha por Richard Donner “16 calles”. Nos cuenta la historia De Andre Davis, un inspector de policía neoyorquino traumatizado desde hace años por el asesinato de su padre. Cuando una noche dos narcotraficantes roban un alijo de drogas y asesinan a varios policías compañeros, decide cerrar los veintiún puentes que tiene Manhattan para darles caza. Convierte la ciudad en una ratonera y pondrá todo su esfuerzo en descubrir cosas que deberían haber seguido ocultas. La cinta tiene muchas cosas positivas, sobre todo tiene una estructura narrativa estupenda, con un ritmo estratosfèrico. El guión sin muchas sorpresas está muy bien desarrollado. El reparto también está muy bien elegido, funcionan bien tanto los policías como los ladrones. La película no tiene muchas ambiciones y por eso creo que es, por lo que funciona tan bien. El ritmo es adecuado, hay una tensión necesaria y un desenlace esperado, pero muy acertado. Estoy seguro que mucha gente no le sacará nada de partido a la película, pero una cosa tenemos que tener muy clara, no volveremos a ver en cine películas como está. Yo he disfrutado mucho con su visionado, es uno de mis géneros preferidos y un tipo de cine que hecho mucho de menos. Muy recomendable. Lo mejor: Poder recuperar películas como estás y el ritmo que tiene Lo peor: Se le ve venir y todo es muy plano, pero en ningún momento molesta.
[quads id=1] <

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Dual Español Latino 28/02/2020 1.61 GB 3386 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Venganza implacable

Acción Crimen Drama Suspense
6.9

Un ladrón de bancos intenta entregarse porque se está enamorando y quiere vivir una vida honesta ... pero cuando se da cuenta de que los federales son más corruptos que él, debe luchar para limpiar su nombre....Venganza implacable Critica: Película típica del género, realmente no hay sorpresas aquí. La película te ofrece lo que te dice y no te miente; algunos rastros de acción, una trama simple y un entretenimiento de 1 hora y media en un año 2020 donde quizá lo que más requiera el ser humano sea entretenerse y olvidarse un rato del mundo. Por lo tanto el guión es simple, pero efectivo en lo que quiere conseguir y Liam Neeson está correctito, como en todas sus últimas películas en las cuales actúa y hace lo mismo, los tiempos de " La Lista de Schindler" están ya muy lejos de él. Más allá de todo lo dicho, me entretuvo, pero aún así creo que quizá le pudieron poner un poco más de emoción al desarrollar la trama. Pero es obvio que en la cinta no se iban a complicar más las cosas; unos disparos aquí, otros allá y todo resuelto. Si quieres entretenimiento un rato sin pensar demasiado en los fallos que pueda presentar un film como este, no te defraudará, sólo no esperes demasiado. Es una película más del canal MC de una tarde de domingo....Venganza implacable

Trollhunters: El despertar de los titanes

Acción Animación Aventura Familia Fantasía
8.3

Los héroes de la serie Trollhunters se unen en una épica aventura para luchar contra la Orden de los Arcanos para determinar quién controla el poder de la magia que los une a todos.Trollhunters: El despertar de los titanes Critica: Por una parte, soy un tardío fan de la cinta original. En 1983 me pareció un pestiño (era un adolescente abducido por ‘La guerra de las galaxias’); en 1992, en mi opinión, el montaje del director mejoraba (y mucho) la propuesta; pero no fue hasta hace algunos pocos años, ya en formato blue-ray, en que me sedujo y cautivó por completo y sin reservas. Por otra parte, soy un entusiasta admirador del director Denis Villeneuve, de quien sólo he visto aciertos de todo género y planteamiento, un virguero de las imágenes y del montaje, un artista incontestable y evidente, lo mejor que me he encontrado en una sala de cine en lo que va de siglo. Es decir, que iba con ganas y sana curiosidad al cine, esperando encontrar un propuesta inédita y – sea cual fuera el camino elegido – llena de aciertos… pero nada más lejos de la realidad.Pero vayamos por partes, porque hay muchos aciertos pero también otros tantos deméritos dignos de mención. Entre lo positivo está la puesta en escena que recrea, prolonga y amplía la arrebatadora estética primigenia: esa llovizna casi constante, esa ausencia de horizonte, claridad y sol, ese opresivo presente de pesadilla que parece abocarnos al abismo, esa mezcolanza entre replicantes y humanos que vuelve confuso lo cotidiano y nos hace desconfiar tanto de lo que vemos como de lo que sentimos; una fotografía innovadora y sugerente, llena de claroscuros y contrastes, que nos engulle como un torbellino y nos escupe despojos hediondos a cada fotograma; una escenografía espeluznante que desdeña lo efímero y encumbra lo sintético y alambicado. Es decir, en cuanto al universo visual nos hallamos ante una propuesta insólita, apabullante y portentosa, llena de matices y aciertos.Sin embargo, las flaquezas y deficiencias acaban por erigirse en las grandes protagonistas de la función. Un metraje tan desmesurado como innecesario (sobra casi toda una hora), alargando las escenas hasta la inanición y la abulia; una historia tan poco carismática y tan porfiadamente vaporosa que hacedesfallecer el ánimo y obliga a esperar a que la próxima escena rescate del tedio al espectador y haga avanzar la trama hacia algún lugar digno de interés, cayendo siempre en subrayados innecesarios y en tópicos previsibles, ahogando toda ambigüedad y anulando cualquier estímulo. La calma y el reposo casan mal con una supuesta cinta de acción, por muy ensimismada y reflexiva que pretenda ser. Y las cavilaciones sobre la vida, la muerte, los milagros de la existencia y la magia de la procreación resultan tan patosas como primitivas, tan superficiales como chirriantes.Hay algunas escenas aisladas que descuellan y deslumbran, dignas de perdurar en la memoria cinéfila (como, entro otras, ese baile erótico que sobrepone a dos personajes en abigarrado aquelarre de lo imposible o ese ‘nacimiento’ brusco y sin remilgos de una replicante abocada a su exterminio), pero son momentos inconexos y solitarios, que impresionan por su esplendor y singularidad, pero desentonan por carecer de engarce y coherencia.Trollhunters: El despertar de los titanes

Hunters

Crimen Drama
7.9

Una banda diversa de cazadores nazis que viven en 1977 en la ciudad de Nueva York descubre que cientos de oficiales nazis de alto rango viven entre nosotros y conspiran para crear un Cuarto Reich en los EE. UU. justicia y frustrar sus nuevos planes genocidas. Hunters Critica: Es una serie en la que salen cazadores de nazis y monstruos nazis que parecen tener oscuros planes para los indefensos USA. Y eso no lo van a permitir porque América es para los americanos. Como siempre cuando veo una serie nueva, me digo: a ver Richard (siempre llamo Richard al showrunner de turno) véndemela. Veamos lo que tienes. Salen dos efebos: el que va siguiendo el cansino camino del héroe y el otro, el despiadado, el inexpresivo porque es un sociópata, que solo quiere el caos y la destrucción de la democracia. Hemos llegado a un punto que este abuso de los arquetipos genera una ligera irritación y mucho aburrimiento. Quiere ser a ratos un cómic, a ratos una película de denuncia, a ratos conspiranoica y casi siempre suena todo a ya visto, ya adocenado, sin riesgo: los buenos buenos y los malos malos. Pero no quieren que aceptemos la propuesta, quieren que nos pensemos que el mundo es así. Si quieres matices, vete a ver una película europea. Eso sí: se ha contratado a estrellas de Hollywood en ascenso y en decadencia. Se ha cuidado mucho el diseño de producción con pequeños detalles que deberían contribuir a la verosimilitud de lo que vemos pero que, en realidad, profundiza en el desconcierto del espectador. Porque ¿qué estás viendo? ¿Un cómic alocado construido sobre las premisas de que lo que se va a ver es mucha violencia loca sin cuestionarse nada? ¿Una película denuncia de las que ilustraban el legendario programa de La Clave? Oh, my Lord, dáme una señal. ¿Qué estoy viendo? Pero solo hay silencio.

Maten al mensajero

Crimen Drama Misterio Suspense
6.6

Basada en la historia real del periodista estadounidense Gary Webb, que evidenció conexiones de la CIA con el mundo de la droga, revelando al mundo cómo los barrios negros del país fueron inundados de crack en medio de un narcotráfico destinado a abastecer de dinero y armas a la CIA. Maten Critica: No parece muy casual que el primer rostro que aparece al abrirse este "Matar al mensajero" sea el de Richard Nixon al que vemos en una imagen de archivo dirigiéndose a la nación durante un discurso televisivo. Desde su inicio, la película de Michael Cuesta apunta alto, a Alan J Pakula y a "All the president´s men" nada menos, uno de los grandes referentes del género en el que se inscribe. Tampoco es extraño que posteriormente nos topemos entre su reparto con el británico Michael Sheen, quien diera vida en su día al mediático Martin Frost y acorralara con sus insidiosas preguntas al mencionado gobernante en "El desafio", aquel estupendo trabajo servido por Ron Howard hace ya algunos años. Maten En "Matar al mensajero" asistimos al enésimo desafío que mantiene el llamado cuarto poder contra el primero de todos, ese otro que casi no se ve. El film se centra en la historia de Gary Webb, periodista del modesto San José Mercury News quien a mediados de los noventa destapó las oscuras conexiones existentes entre la C.I.A y el mundo de las drogas. Casi por casualidad, Webb descubrió cómo durante la década anterior la todopoderosa agencia norteamericana había llegado a financiar a la Contra nicaragüense gracias al dinero del narcotráfico. El argumento, desarrollo y desenlace de la historia, David frente a Goliath una vez más, no resultan novedosos pero sí acaban siendo tremendamente atractivos como casi siempre. Maten Con un ritmo trepidante y ágil – y con una rumbosa Paz Vega que hace saltar chirivitas de los ojos de nuestro protagonista, un creíble en todo momento Jeremy Renner- Michael Cuesta logra enganchar al espectador desde el minuto uno. La película se sigue con interés durante su primer tercio en el cual vemos poco a poco desenredarse toda la madeja de intereses y corruptelas. Hay aromas de thriller setentero, de buen cine en definitiva. El pulso se relaja de manera considerable en el tramo posterior, justo cuando el film se centra en la intrahistoria del personaje principal, con su particular e inevitable descenso a los infiernos, y en relatarnos la bajada de pantalones de sus superiores ante las también inevitables presiones por parte de quienes están todavía más arriba. Kill the Messenger Maten

Greed

Comedia Drama
5.5

La fiesta de cumpleaños número 60 de un multimillonario se celebra en un hotel exclusivo en la isla griega de Mykonos.Greed Critica: No sé muy bien como juzgar a "Greed". Reconozco que me ha gustado. Mucho. Aunque también reconozco alterna momentos sublimes con otros que fallan y comprendo que, en el tono general, es una película que no gustará a todos los públicos. Quienes esperen una comedia descacharrante en la biografía de este Amancio Ortega de marca blanca, no la van a encontrar. Tiene momentos divertidos, si, pero no es una comedia. Quien espere una crítica a la industria textil y sus fábricas en el tercer mundo, tampoco la va a encontrar, aunque los créditos finales sean un ataque frontal a la hipocresía de la industria textil. Quienes esperen drama, tampoco, a pesar de ese giro dramático final que nos golpea en plena cara. Es una comedia, un drama y una película abierta a la reflexión que no es nada de todo eso. Pero resulta que la historia del magnate Greed, con todo lo irregular, acaba resultando fascinante, o al menos a mí me lo ha parecido. Me encana Michaer Winterbotom y esta no es su mejor película, pero después de verla me sigue encantado, porque sabe lo que quiere contar y lo cuenta, dándole un poco igual si como lo cuenta le gusta al espectador o no. Y si encima tienes un cast de actores fantásticos con un maravilloso Steve Coogan a la cabeza, pues poca cosa más se puede decir. La película "Greed" acaba siendo como su protagonista, puro artificio y, como la historia de su protagonista, funciona perfectamente e incuso alcanza momentos gloriosos. Pero sigue siendo una película maravillosamente irregular. Y es que si Winterbottom quería hacer una crítica al sistema capitalista, esa primera hora de comedia, desmonta todo el mensaje.

Pienso en el final

Drama Suspense
6.6

Un atajo imprevisto provoca que una mujer, en plena búsqueda de un modo de romper con su novio, tenga que reconsiderar toda su vida.Pienso en el final Critica: Estoy pensando en dejarlo es la nueva película del prestigioso guionista y director estadounidense Charlie Kaufman. Kaufman me parece un cineasta fascinante, y una de las mentes más creativas que ha dado el Hollywood moderno. Sus historias suelen tomar formas de lo más variopintas para exponer conflictos profundamente humanos, y suelen ser trabajos de indudable riqueza temática. Cuento varias de sus películas entre mis favoritas, por lo que cualquier proyecto que saque tiene mi interés automáticamente. A estas alturas, considero que se ha ganado mi confianza. Y Estoy pensando en dejarlo es, probablemente, el más hermético y desafiante de todos los que ha sacado hasta ahora. Estoy pensando en dejarlo está destinada a convertirse en la nueva integrante del grupo “no tiene sentido, es una mierda”, y ojo, también del “no te gusta porque no la has entendido”. Muchas veces me pregunto qué entendemos por “entender” una película. ¿Es entender cada punto del argumento? ¿Entender la idea principal? ¿Entender la intencionalidad del autor? Y más importante: ¿Es necesario entender una obra narrativa en su totalidad para disfrutarla? Y si no es así, ¿cuánto hay que entender? Si no la entiendes y luego alguien te da una explicación convincente, ¿te empieza a gustar? ¿O solo es disfrutable una película si la entiendes sin ayuda externa? Al menos en mi caso, y sin intención de sentar cátedra en absoluto, porque la experiencia artística es personal e intransferible, diré que hay películas que he entendido a la perfección y no me han gustado, y otras que me han fascinado aun dejándome con dudas. Hay películas tan obtusas que me resultan indescifrables, y eso me suele alejar de ellas. Otras que se hacen las complicadas para luego darte todas las respuestas con diálogos explicativos (sabemos todos de quién estoy hablando), lo cual aniquila cualquier posibilidad de reflexión. Y luego están aquellas que te resuelven algunas incógnitas y dejan el resto a la interpretación y especulación del espectador. Sitúo en este grupo a Hereditary, a Mulholland Drive, y, hasta cierto punto, también a la película que nos ocupa.